Sostenibilidad

Además de diseñar bóxers únicos también trabajamos arduamente para promover la sostenibilidad de ON THAT ASS. Nos ocupamos de esto en varios niveles.

Proceso de producción

Todo comienza con la compra de nuestros materiales. Porque queremos derrochar la menor cantidad posible, compramos la cantidad exacta de materiales para los suscriptores que recibirán un bóxer. Esto significa que sobra un bajo número de residuos y que quedan pocas existencias. Luego imprimimos, cortamos, cosemos y empaquetamos los bóxers en nuestra propia fábrica, lo que disminuye el transporte intermedio.

Nuestra fábrica está ubicada en China y se ocupa continuamente de la mejora y de la promoción de la sostenibilidad del proceso de producción. Además, dispone de los certificados necesarios como el certificado Business Social Compliance Initiative (BSCI, Iniciativa de Cumplimiento Social de la Empresa). Este certificado garantiza entre otros buenas condiciones laborales y derechos humanos para los empleados.

Transporte

  • Transporte más ecológico
  • La carga completa en una sola vez

Embalajes

  • Menos embalaje
  • Material reciclable

Reciclaje

  • Toma de bóxers defectuosos
  • Reciclaje textil

Transporte

También hace falta que los bóxers llegan a Los Países Bajos. Hasta el año 2018 transportamos la carga en avión. Hoy en día transportamos la carga completa en un buque portacontenedores en una sola vez al Puerto de Róterdam. Tarda un poco más, pero contamina menos.

Embalajes

Hasta octubre de 2018, nuestro embalaje consistió en una caja de cartón empaquetada, a su vez, en plástico. A finales de 2018 lo cambiamos a un embalaje de plástico.

Queremos que tu bóxer llegue decente, seco e intacto a tu buzón. Para lograr esto, es lo más adecuado este material (hasta ahora). Tú puedes echar una mano al dejar el embalaje en el contenedor amarillo (con los residuos plásticos) para que sea reciclado. En Alemania nos hemos juntado con Stiftung Zentrale Stelle Verpackungsregister y Duales System.

Reciclaje

Puede ocurrir que un bóxer tenga un defecto de fabricación. Si este es el caso, les pedimos a nuestros suscriptores que nos devuelvan el bóxer. De esa forma recogemos todos los bóxers rechazados y aseguramos en colaboración con Philtex que serán reciclados. Así damos nueva vida a tu bóxer y utilizamos menos materias primas.